5 consejos para prevenir el cáncer de mama

Numerosos estudios son los que demuestran que llevar un estilo de vida saludable reduce la posibilidad de padecer cáncer de mama y aumenta la eficacia del tratamiento.

¿Qué son los hábitos saludables?

La Organización Mundial de la Salud (OMS) define la salud como “un estado de completo bienestar físico, mental y social y no solamente la ausencia de afecciones o enfermedades”.

Los hábitos saludables son todas aquellas conductas y comportamientos que tenemos asumidas como propios y que inciden en nuestro bienestar físico, mental y social.

Por lo que los hábitos de vida saludables influyen en nuestra salud.

¿Qué hábitos saludables debería adoptar para prevenir el cáncer de mama o aumentar la eficacia de mi tratamiento?

Hay que hablar de un estilo de vida saludable y entre estas recomendaciones, elaboradas a partir de las propuestas por el Grupo de Prevención del Cáncer del PAPPS (Programa de Actividades Preventivas y Promoción de la Salud) se encuentran:

  1. Prolongar la lactancia materna
  • La lactancia materna por períodos de tiempo superiores a seis meses, no sólo proporciona a los niños numerosos beneficios para su salud, sino que también puede proteger a la madre de enfermedades graves, como lo es el cáncer de mama.
  1. Realizar actividad física regular
  • Se ha demostrado que una vida físicamente activa protege frente a diferentes tipos de cáncer, independientemente de la edad a la que se inicie el ejercicio físico.
    Diversos estudios han demostrado una reducción de la incidencia del cáncer de mama de hasta un 70% en mujeres que hacían ejercicio de forma regular. Además, la actividad física realizada regularmente contribuye a mantener un peso adecuado y aporta múltiples efectos positivos.
  1. Evitar sobrepeso y obesidad
  • La dieta influye de manera notable en nuestra salud y bienestar y actúa como un método preventivo eficaz en la lucha contra el cáncer. Diversas investigaciones médicas han demostrado que una dieta rica en frutas y verduras, con pocas grasas, nos ayuda a combatir la aparición de enfermedades.
  1. Evitar el consumo excesivo de alcohol y tabaco
  • Más de 100 estudios epidemiológicos han considerado la asociación entre el consumo de alcohol y tabaco y el riesgo de cáncer de mama en las mujeres. Estos estudios han encontrado invariablemente un riesgo mayor de cáncer de mama asociado con un consumo mayor de alcohol y tabaco.
  1. Evitar el uso de la terapia de sustitución hormonal.
  • Las mujeres que recibieron la combinación de estrógeno más progestina presentaron una mayor probabilidad de recibir un diagnóstico de cáncer de mama.
    El número de cánceres de mama en este grupo de mujeres aumentó según el tiempo que duraron tomando las hormonas y disminuyó después de que dejaron de tomarlas.

Anímate a mantener un estilo de vida saludable. Pequeños gestos para grandes logros

Si te interesa recibir más ideas, para encontrarte bien por dentro y por fuera y proteger tu organismo, únete a nuestra comunidad en Facebook . Para cualquier sugerencia y aclaraciones mándanos un email a hola@angeltic.com.
Si quieres recibir nuestro boletín mensual




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *